Un gran dia


ImprimirImprimirEnviarEnviarPDFPDF

UN GRAN DÍA

Qué limpios y entusiastas son los días

en que alma y cuerpo despiertan

al mismo tiempo y con todo el vigor.

Un poco de confianza

te basta cada mañana

para convertir un nuevo

día en un gran día.

Y si a la confianza unes el entusiasmo,

tanto mejor.

Todos lo días son buenos

si aprendo a colocarlos

en las manos de Dios.