Lecturas Miércoles 17 de Octubre 2012


ImprimirImprimirEnviarEnviarPDFPDF

MIÉRCOLES 17

Santos: Ignacio de Antioquíamártir; Juan Colobo "el enano", abad. Beato Pedro Casani, presbítero.Memoria (Rojo)

HAN CRUCIFICADO SUS BAJOSINSTINTOS

Ga 5, 18-25; Lc 11, 42-46

Este criterio se puede acoger como referente para descubrir a quienes hantransitado de una existencia egoísta a una forma de vida solidaria y justa. Elreproche que el Señor Jesús dirige a los fariseos exhibe su voluntad de recibirtratamiento de privilegiados. Estos dirigentes parecen más preocupados porcumplir con la letra (pagan el diezmo de las especias), mas no con el espíritude la ley, puesto que se saltan el deber de practicar la justicia y el amor.Procediendo de esa manera, exhibían sus verdaderas intenciones: eran cazadoresansiosos del reconocimiento y los honores. Por esa razón san Pablo construye uncuadro sinóptico descriptivo: de un lado están las conductas propias de lagente egoísta que no ha sujetado la presión destructiva de los bajos instintos;del otro, están las personas que han sabido refrenar el impulso de su viejo yo,para dejarse guiar por el Espíritu de Dios. La sencillez de corazón, la paz yla generosidad sinceras distinguen a los verdaderos discípulos de Jesús.

ANTÍFONA DE ENTRADA (Ga 2, 19-20)

Estoy clavado con Cristo en lacruz; ya no soy yo quien vive, sino que es Cristo quien vive en mí; vivo en lafe del Hijo de Dios que me amó y se entregó por mí.

ORACIÓN COLECTA

Dios eterno y todopoderoso, que has querido glorificar a tu Iglesia con eltestimonio de los mártires, concédenos que el glorioso martirio que mereció asan Ignacio una corona inmortal, fortalezca cada vez más nuestra fe. Pornuestro Señor Jesucristo...

LITURGIA DE LA PALABRA

Los que son de Jesucristo ya hancrucificado su egoísmo junto sus pasiones.

De la carta del apóstol san Pabloa los gálatas: 5, 18-25

Hermanos: Si los guía el Espíritu, ya no están ustedes bajo el dominio dela ley.
Son manifiestas las obras que proceden del desorden egoísta del hombre: lalujuria, la impureza, el libertinaje, la idolatría, la brujería, lasenemistades, los pleitos, las rivalidades, la ira, las rencillas, lasdivisiones, las discordias, las envidias, las borracheras, las orgías y otrascosas semejantes. Respecto a ellas les advierto, como ya lo hice antes, quequienes hacen estas cosas no conseguirán el Reino de Dios.
En cambio, los frutos del Espíritu Santo son: el amor, la alegría, la paz, lagenerosidad, la benignidad, la bondad, la fidelidad, la mansedumbre y eldominio de sí mismo. Ninguna ley existe que vaya en contra de estas cosas.
Y los que son de Jesucristo ya han crucificado su egoísmo junto con suspasiones y malos deseos. Si tenemos la vida del Espíritu, actuemos conforme aese mismo Espíritu. Palabra de Dios. Te alabamos, Señor.

Del salmo 1 R/. Dichoso quienconfía en el Señor.
Dichoso aquel que no se guía por mundanos criterios, que no anda en malos pasosni se burla del bueno, que ama la ley de Dios y se goza en cumplir susmandamientos. R/.
Es como un árbol plantado junto al río, que da fruto a su tiempo y nunca semarchita. En todo tendrá éxito. R/.
En cambio los malvados serán como la paja barrida por el viento. Porque elSeñor protege el camino del justo y al malo sus caminos acaban por perderlo.R/.

ACLAMACIÓN (Jn l0, 27) R/.Aleluya, aleluya.
Mis ovejas escuchan mi voz, dice el Señor; yo las conozco y ellas me siguen.R/.

¡Ay de ustedes, fariseos! ¡Ay deustedes también, doctores de la ley!

Del santo Evangelio según sanLucas: 11, 42-46

En aquel tiempo, Jesús dijo: "¡Ay de ustedes, fariseos, porque pagandiezmos hasta de la hierbabuena, de la ruda y de todas las verduras, pero seolvidan de la justicia y del amor de Dios! Esto debían practicar sin descuidaraquello. ¡Ay de ustedes, fariseos, porque les gusta ocupar los lugares de honoren las sinagogas y que les hagan reverencias en las plazas! ¡Ay de ustedes,porque son como esos sepulcros que no se ven, sobre los cuales pasa la gentesin darse cuenta!". Entonces tomó la palabra un doctor de la ley y ledijo: "Maestro, al hablar así, nos insultas también a nosotros".Entonces Jesús le respondió: "¡Ay de ustedes también, doctores de la ley,porque abruman a la gente con cargas insoportables, pero ustedes no las tocanni con la punta del dedo!". Palabradel Señor. Gloria a ti, Señor Jesús.

ORACIÓN SOBRE LAS OFRENDAS

Señor Dios, que después de purificar como trigo de Cristo a san Ignacio deAntioquía, lo aceptaste como pan inmaculado, dígnate aceptar los dones que tuIglesia te presenta. Por Jesucristo, nuestro Señor.

ANTÍFONA DE LA COMUNIÓN

Soy trigo de Cristo, escribió san Ignacio de Antioquía, seré triturado porlos dientes de las fieras y transformado así en pan inmaculado.

ORACIÓN DESPUÉS DE LA COMUNIÓN

Que el Cuerpo y la Sangre de Cristo que hemos recibido, Señor, alconmemorar el martirio de san Ignacio, nos dé nuevas fuerzas para que, con laspalabras y con las acciones, nos manifestemos auténticos cristianos. PorJesucristo, nuestro Señor.