Estrena la vida.


ImprimirImprimirEnviarEnviarPDFPDF

Estrena la vida

Cada día es irrepetible.

Cada día estreno sorpresas y aventuras,

Estreno la alegría de vivir.

Entonces, disfruta de la vida,

como quien comienza y estrena la vida,

la fabulosa vida de los hijos de Dios.

¡Vive hoy solamente!

Disfruta los momentos que tienes en las manos,

utilízalos lo mejor que puedas,

ama cuanto dé tu corazón,

y se más bueno que ayer,

y prepárate para ser mejor mañana.

Te queda un camino largo, hermoso.

Llena los pulmones de aire puro,

el espíritu de ilusión y entusiasmo;

y echa a andar, juglar de Dios.

En tu equipaje llevas alegría y esperanza ilimitada.

Tu horizonte se ensancha hasta el infinito.

Deja huella. Coge la mano del que sigue detrás de ti.