Corazon Sano


ImprimirImprimirEnviarEnviarPDFPDF

Corazón sano

El corazón de un leproso

suele estar sano,

aunque su cuerpo

esté cubierto de costras.

Mi corazón

es lo único que me puede salvar.

El amor, cultivado a toda hora

es mi ayuda, mi abogado,

mi única salvación.

Estoy por celebrar

la misa del Espíritu Santo

junto a la cascada,

junto al agua de nieve

que baja de la montaña,

agua fresca, limpia,

agua que enamora.